La presidenta de la república, Dina Boluarte Zegarra, lideró hoy la primera sesión del Consejo Nacional de Seguridad Ciudadana (Conasec) del 2024, en la que se acordó el fortalecimiento del marco legal para el adecuado funcionamiento de las unidades de flagrancia.

Tenemos que afianzar los modelos de unidad de flagrancia a efectos de que las capturas no se conviertan en un día de turismo para el delincuente. Estas unidades tienen que funcionar para sancionar, de manera inmediata, el delito”, manifestó desde Palacio de Gobierno.

La jefa de Estado anunció, además, la transferencia de recursos para implementar este año unidades de flagrancia en Tacna, Piura, Tumbes, Lambayeque, Arequipa e Ica, sin perjuicio de instalarlas en otras ciudades.

Tenemos que llevar estas unidades a todo el país y si faltasen recursos, iremos al Congreso para que nos apruebe más presupuesto. Lo importante aquí es lograr mayor seguridad para nuestras ciudadanas y ciudadanos”, remarcó.

Las unidades de flagrancia son espacios que congregan a representantes del Poder Judicial, Ministerio Público, Policía Nacional y Defensa Pública. En dichos lugares se procesan, juzgan y sancionan los delitos en flagrancia en un plazo máximo de 72 horas.

En otro momento, la mandataria destacó que este año se implementará el Plan Perú Seguro, el que se sustenta sobre los siguientes ejes: la prevención integral del delito, el control territorial estratégico, la lucha contra el crimen organizado y el crimen transnacional y el fortalecimiento y la modernización policial. “Estos ejes guiarán nuestro accionar frente a la delincuencia: ¡No más Tren de Aragua y otras bandas delictivas en nuestro país!”, enfatizó.

La presidenta destacó que, a iniciativa de su Gobierno, el último fin de semana se reunieron en Lima los ministros de relaciones exteriores y autoridades a cargo de la seguridad interna de los países que integran la Comunidad Andina (CAN), donde se acordó suscribir un plan de acción para realizar operaciones policiales y militares en las zonas de frontera.

Para el primer trimestre del año, se ha previsto una operación conjunta y coordinada contra la minería ilegal, con énfasis en zonas de frontera, debido a su conexión con el financiamiento de los grupos delictivos organizados”, resaltó.

Al cierre de la sesión, Boluarte agradeció la participación activa de las autoridades e invocó para que en el 2024 se redoblen los esfuerzos a fin de avanzar en los objetivos que tenemos en materia de seguridad ciudadana. “El país necesita avanzar en calma y de manera unida. Mi compromiso para el 2026 es dejar afianzado un trabajo próspero en lo que respecta a la seguridad ciudadana”, concluyó. 





Fuente Andina Noticias

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *